Presenta Rosario Robles queja en la CNDH
HomeNacional Nacional

Presenta Rosario Robles queja en la CNDH

Ante la constante violación a sus derechos humanos en el proceso que se le sigue, Rosario Robles Berlanga interpuso una queja ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) en contra del Ministerio Público de la Federación de iniciarle un proceso judicial plagado de arbitrariedades por un delito que no amerita prisión preventiva oficiosa.

El documento dirigido a la titular de la CNDH, María del Rosario Piedra Ibarra, la ex funcionaria argumenta que la actuación de la FGR y del MP “ha estado lejos de cumplir con los principios de honradez y respeto a mis derechos humanos. Al contrario, el MPF ha recurrido a mentiras, falsificaciones, (y) difamaciones, con el propósito de obtener resoluciones encaminadas a privarme de mi libertad, simulando apegarse a la ley”.

Por todo lo expuesto, Rosario Robles pide a la presidenta de la CNDH admita a trámite la queja; inicie la investigación correspondiente, requiriendo la información pertinente a las autoridades señaladas como violadoras de sus derechos humanos, y emitir la recomendación a las autoridades señaladas, con el objeto de resarcir el daño que le han ocasionado.

También te puede interesar: Rosario Robles manda carta a Gertz Manero

En el documento interpuesto por sus representantes legales encabezados por Julio Hernández Barros y Epigmenio Mendieta Valdés, Rosario Robles asegura que “con su actuación tramposa y plagada de mentiras, el Ministerio Público Federal ha faltado a mi derecho al debido proceso”.

Otro de los argumentos en el que la ex secretaria de estado solicita la intervención de la CNDH, afirma que “con su actuación, el MPF ha afectado mi derecho convencional a la libertad personal” y ha lastimado “mi derecho al respeto a la honra y al reconocimiento al construir intencionalmente una imagen de estafadora y de propensa a la fuga”.

De acuerdo con los abogados que representan a Robles Berlanga, “la admisión, atención y resolución de la queja” es “una oportunidad histórica para que la nueva titular de la CNDH demuestre su imparcialidad, autonomía e independencia”.