Es tiburón ballena la esperanza de Holbox

Es tiburón ballena la esperanza de Holbox

Es tiburón ballena la esperanza de Holbox para la reactivación económica. Desde 2001, el nado con esta especie es una de las actividades más populares y redituables en el Caribe Mexicano, habitantes de todo el mundo acuden a observar y sumergirse junto al pez más grande de todos, que llega a medir hasta 20 metros de largo.

De acuerdo con Guillermo Torfer, director de VIP Holbox, empresa que realiza avistamientos en lancha de mayo a septiembre, el año pasado fue uno de las mejores temporadas. “Desde enero ya nos habían reservado”.

Sin embargo, este año, con la llegada del Covid- 19, la paradisíaca ínsula de apenas mil 500 habitantes tomó medidas drásticas para prevenir contagios. Habitantes de esta y poblaciones alrededor como Chiquilá, Kantunilkín y Solferino bloquearon sus accesos durante tres meses, por temor a la enfermedad.

Desde junio, el arranque de la Nueva normalidad ha permitido a los operadores reanudar actividades, aunque sólo al 30% de su capacidad, tanto en paseos como en las embarcaciones. Además, ahora prima el turismo nacional, que es una de las piezas clave para la reactivación económica en el país.

De acuerdo con Edier Rosado, otro guía y capitán de embarcación, que ha trabajado en el rubro durante más de seis años, sólo ha habido una emergencia comparable para el sector, la del huracán Wilma, que golpeó ,a entidad en 2005. En ese entonces, la isla fue evacuada y tardó un año en recuperarse.

PODRÍA INTERESARTE: Buscan relación entre cenotes de agua dulce y el tiburón ballena

Es tiburón ballena la esperanza de Holbox; hasta 180 dólares por tour

El avistamiento y nado con el tiburón ballena puede costar hasta 180 dólares por pasajero, explicó Rosado. Esta es una de las actividades más demandadas por quienes visitan Quintana Roo en esta época del año.

El viaje en lancha dura tres horas hasta llegar a los dominios del pez, durante éste, se les explica a los turistas cómo nadar con el animal, ya que está prohibido tocarlo.

Para la Nueva normalidad, los touroperadores exigen a sus clientes ponerse cubrebocas y llevar gel antibacterial, además de que les toman la temperatura antes de abordar la embarcación.

No Comments Yet

Comments are closed