Hoy es el Día Internacional contra el Dengue

Hoy es el Día Internacional contra el Dengue

Hoy es el Día Internacional contra el Dengue, y aquí te contamos porqué se celebra el 26 de agosto.

Se trata de una enfermedad transmitida por la picadura de moscos infectados con el virus; el mosquito se convierte entonces en un vector de transmisión de un virus que se propaga rápidamente en las localidades de todo el mundo.

La hembra de la especie Aedes aegypti es la que pica y causa la enfermedad. También lo hace, pero en menor grado, la especie A. albopictus.

Pero no sólo queda ahí, también pueden enfermarte de chikungunya, fiebre amarilla y el zika.

Se sabe que el dengue se extiende en los trópicos debido a las precipitaciones pluviales, la temperatura y la urbanización rápida sin planificar.

Esta enfermedad tiene varios niveles de gravedad. El grave, conocido como dengue hemorrágico, se identificó por primera vez en los años 50 durante una epidemia en Filipinas y Tailandia.

En la actualidad se extiende a países de Asia y Latinoamérica, convirtiéndose en una de las principales causas de hospitalización y muerte en los niños y adultos mayores, que son el sector más vulnerable.

El causante del dengue es un virus de la familia Flaviviridae con cuatro serotipos distintos, pero emparentados: DEN-1, DEN-2, DEN-3 y DEN-4.

Cuando una persona infectada se recupera adquiere inmunidad de por vida contra el serotipo en particular.

Sin embargo, la inmunidad cruzada a los otros serotipos es parcial y temporal. Las infecciones posteriores (secundarias) causadas por otros serotipos aumentan el riesgo de padecer el dengue grave.

PODRÍA INTERESARTE: Vacuna Sputnik V entra en fase final de pruebas en Rusia

Hoy es el Día Internacional contra el Dengue

El dengue es una enfermedad de tipo gripal que afecta a bebés, niños pequeños y adultos, pero raras veces resulta mortal.

Las señales de infección comienzan con fiebre elevada (40 °C), dolor de cabeza intenso, dolor detrás de los globos oculares, dolores musculares y articulares, náuseas, vómitos, agrandamiento de ganglios linfáticos o salpullido.

Esto ocurre luego de 4 a 10 días de incubación después de la picadura del vector. Este malestar dura por lo común duran entre 2 y 7 días.

Se agrava cuando cursa con extravasación de plasma, acumulación de líquidos, dificultad respiratoria, hemorragias graves o falla orgánica. Los signos de esta complicación se presentan entre 3 y 7 días después de los primeros síntomas: dolor abdominal intenso, vómitos persistentes, respiración acelerada, hemorragias de las encías, fatiga, inquietud y presencia de sangre en el vómito.

Es de gran importancia acudir al médico, pues las siguientes 24 a 48 horas de la etapa crítica pueden ser letales.

Tratamiento

No hay tratamiento específico para el dengue. En caso de dengue grave, la asistencia prestada por médicos y enfermeras que tienen experiencia con los efectos y la evolución de la enfermedad puede salvar vidas y reducir las tasas de mortalidad de más del 20% a menos del 1%. Es decisivo mantener el volumen de los líquidos corporales.

Las personas infectadas sintomáticas y asintomáticas son los portadores y multiplicadores principales del virus, y los mosquitos se infectan al picarlas.

La única forma eficaz de prevenir esta enfermedad es controlando las poblaciones de mosquitos transmisores.

Recomendaciones de la OMS

Evitar que los mosquitos encuentren lugares donde depositar sus huevecillos aplicando el ordenamiento y la modificación del medio ambiente.

Eliminar correctamente los desechos sólidos y los posibles hábitats artificiales.

Cubrir, vaciar y limpiar cada semana los recipientes donde se almacena agua para uso doméstico.

Aplicar insecticidas adecuados a los recipientes en que se almacena agua a la intemperie.

Utilizar medidas de protección personal en el hogar, como mosquiteros en las ventanas, usar ropa de manga larga, repelentes, materiales tratados con insecticidas, espirales y vaporizadores.

Mejorar la participación y movilización comunitarias para lograr el control constante del vector.

Durante los brotes epidémicos, las medidas de lucha antivectorial de emergencia pueden incluir la aplicación de insecticidas mediante el rociamiento.

Se debe vigilar activamente los vectores para determinar la eficacia de las medidas de control.

Con información de Agencias.

No Comments Yet

Comments are closed