Millones de franceses disfrutaron su “última noche de libertad”

Millones de franceses disfrutaron su “última noche de libertad”

Millones de franceses disfrutaron su “última noche de libertad” antes del toque de queda nocturno decretado por el gobierno para frenar el avance del coronavirus en París y otras ocho grandes ciudades del país.

Unos 20 millones de parisinos se verán afectados por esta medida, que prohíbe circular por las calles entre las 21:00 y las 06:00 horas, salvo casos excepcionales.Esta medida entrará en vigor este fin de semana y podría extenderse hasta seis semanas si el ejecutivo recibe el aval del parlamento.

“Tenemos que actuar. Tenemos que poner un freno a la propagación del virus”, dijo Emmanuel Macron.

Más de 30 mil casos de coronavirus han sido diagnosticados en Francia en las últimas 24 horas.

PODRÍA INTERESARTE:India da el visto bueno a los ensayos clínicos de la vacuna rusa contra la Covid-19

Millones de franceses disfrutaron su “última noche de libertad”, quienes no acaten esta medida deberán pagar una multa de 135 euros

Los franceses podrán salir a la calle únicamente si van a trabajar, por motivos de salud, para ir a ver a un familiar o para pasear a su perro y pero deberán llevar en todo momento un justificante. Quienes no acaten esta medida deberán pagar una multa de 135 euros (160 dólares).

Anne Hidalgo alcaldesa de París, está presionando al gobierno para que suavice las reglas para los teatros, cines y otros lugares culturales, que reabrieron sus salas hace apenas unos meses.

Mientras que el primer ministro Jean Castez se opuso rotundamente.

“Si empezamos a permitir múltiples excepciones no lo lograremos”, comentó.

Los propietarios de restaurantes no están nada contentos con esta medida que, según ellos, tiene poco sentido dadas las normas de distanciamiento social que ya aplican en sus establecimientos.

“Nunca he visto nada como esto en los 50 años que llevo aquí”, dijo Stain Roman, gerente del restaurante “La mère Buonavista” en Marsella (sureste).

Con información de El Universal

No Comments Yet

Comments are closed